fbpx
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Entendiendo nuestro  flujo vaginal y sus cambios a lo largo del ciclo menstrual

El flujo vaginal es un componente natural y esencial de la salud femenina que puede variar en consistencia, color y cantidad a lo largo del ciclo menstrual. 

El flujo vaginal es un aspecto natural y esencial de la salud femenina. No sólo sirve para mantener la vagina limpia y protegida, sino que también puede proporcionar valiosas pistas sobre nuestra salud reproductiva y la fase del ciclo menstrual en la que nos encontramos. Es por ello que en este post te explicamos, cómo cambia a lo largo del ciclo menstrual y qué cambios podrían indicar un problema de salud.

¿Qué es el flujo vaginal?

El flujo vaginal es una secreción natural producida por las glándulas presentes en la vagina y el cuello uterino. Su consistencia, color y cantidad pueden variar según diferentes factores, como la edad, la salud, las hormonas y el momento del ciclo menstrual, así como por el estrés y la actividad sexual. Es importante entender que el flujo vaginal es normal y saludable, siempre y cuando no venga acompañado de olores fuertes, picazón intensa o cambios drásticos en su apariencia.

Fases del Ciclo Menstrual y Cambios en el Flujo Vaginal

Fase Menstrual: Días 1-5

Durante esta fase el flujo vaginal suele ser más abundante y tener un aspecto similar a la sangre. Esto se debe al desprendimiento del endometrio (o revestimiento uterino), el cual se expulsa a través de la menstruación y que puede ser acompañado por un flujo más espeso y oscuro conocido como «loquios». Durante estos días es importante usar productos de higiene adecuados y cambiarlos regularmente.

Fase Folicular: Días 6-14

Después de la menstruación, el flujo tiende a ser escaso y más pegajoso. Sin embargo, conforme pasan los días, los niveles de estrógeno comienzan a aumentar lo que provoca un aumento en la producción de mucosidad cervical, caracterizada por un flujo más ligero y acuoso. A medida que se acerca la ovulación, el flujo se vuelve más elástico y transparente, similar a la clara de huevo cruda. 

Fase de Ovulación: Días 15-17

Durante la ovulación, el flujo vaginal alcanza su punto más acuoso, elástico y transparente. Esto indica que la mujer está en su período más fértil y es más propensa a concebir si está buscando embarazarse, ya que la mucosa facilita el movimiento de los espermatozoides hacia el óvulo para la fertilización. 

Fase Lútea: Días 18-28

Después de la ovulación, los niveles de progesterona aumentan, lo que puede hacer que el flujo sea más espeso y cremoso. Algunas mujeres pueden notar un ligero aumento en la cantidad de flujo. Si no se produce la fertilización, los niveles hormonales disminuyen gradualmente, lo que da paso a la menstruación y comienza un nuevo ciclo.

Finalmente, el flujo vaginal es un indicador natural de la salud y el ciclo menstrual de una mujer. Observar y entender sus cambios a lo largo del ciclo puede ayudar a las mujeres a estar más en sintonía con su cuerpo y a tomar medidas para mantener una buena salud íntima.

En este sentido, es importante tener en cuenta que cambios inusuales en el flujo como un aumento repentino en la cantidad, un color anormal o un olor desagradable, podrían ser indicativos de infecciones vaginales o problemas de salud. En tales casos, es recomendable consultar a un profesional de la salud.

Asimismo, teniendo en cuenta los cambios que experimenta el flujo vaginal a lo largo del ciclo menstrual, algunos consejos útiles para nuestro cuidado son:

  • Lavar la zona genital con agua tibia y un jabón suave. Evitar duchas vaginales, ya que pueden alterar el equilibrio natural de bacterias.
  • Usar ropa interior de algodón que permita la circulación de aire y evite la acumulación de humedad.
  • Mantener una dieta equilibrada y rica en probióticos puede ayudar a mantener un equilibrio saludable de bacterias en la vagina.

Comprender cómo cambia el flujo vaginal a lo largo del ciclo menstrual puede brindar información valiosa sobre la salud y la fertilidad de una mujer. Monitorear y conocer estos cambios puede ser una herramienta poderosa para el autocuidado y la toma de decisiones informadas sobre la salud femenina. Sin embargo, es importante recordar que cada mujer es única y los cambios en el flujo pueden variar. Siempre que tengas preocupaciones o dudas sobre tu salud vaginal, es aconsejable buscar la orientación de un profesional médico.

Los contenidos de esta publicación se redactan solo con fines informativos. En ningún momento pueden servir para facilitar o sustituir diagnósticos, tratamientos o recomendaciones de un profesional. Consulta con tu especialista de confianza ante cualquier duda y busca su aprobación antes de iniciar cualquier procedimiento.

Fuentes: 

https://www.plannedparenthood.org/es/blog/cuando-se-trata-del-flujo-vaginal-que-es-normal#

https://helloclue.com/es/articulos/fluidos-vaginales-y-cervicales/tipos-de-secrecion-vaginal-y-como-diferenciarlas-durante-su-periodo-menstrual

https://www.naturella.com.mx/tu-periodo/esos-dias/flujo-vaginal-durante-la-ovulacion/ https://www.medicalnewstoday.com/articles/es/flujo-blanco-antes-de-la-regla

Puede

interesarte